Teléfonos: 93 676 37 84 – 629 022 364 – 609 736 939 sexologa@marianponte.com

¿Se puede cambiar a la pareja?

¿Se puede cambiar a la pareja?

Blog, Club Gente Saludable, Prensa 18 Oct 2018

“Desarrollar la paciencia es un requisito básico ya que cada uno viene con sus patrones, aprendizajes, estilos familiares y de relación y apego. Hay tendencias difíciles pero asumibles si la pareja tiene otras cualidades”.

Marian Ponte en los medios

Antes de intentar convertirlo en alguien que no es, debéis buscar juntos puntos de acercamiento y respetar vuestras diferencias.

Cambiar al otro nunca funciona porque implica presionar, obligar o no aceptar las características con las que la otra persona funciona. “Se pueden hacer peticiones de lo que crees que podría mejorar y también explicarle al otro por qué lo consideras importante”, explica la psicóloga y sexóloga Marian Ponte.

CÓMO ACTUAR

Si tras esa charla consigues una mejora en la relación de pareja y en la convivencia, habrá valido la pena. Por el contrario, si aquellas características que no te gustan del otro no cambian y te afectan, será el momento de que te replantees tu relación. Si notas que la personalidad de tu compañero no te permite vivir bien y hace que entres en conflicto, tristeza, resentimiento o en enfado, y aquello no es cambiable, ha llegado el momento de que te plantees si tu pareja te sigue compensando y si te puedes amoldar a aquello sin padecer.

MEJORAR JUNTOS 

La voluntad de buscar soluciones compartidas, la comunicación y asumir cada uno su responsabilidades, mejorará vuestra relación de pareja. También lo hará el ser honestos con lo que se necesita y con lo que podría ayudar y con aquello que nos duele, para que la pareja comprenda cómo te afectan las cosas o desde dónde las dices, sin que tenga que interpretarlas y facilitando el conocimiento mutuo. Ayuda también la empatía, la sensibilidad, la escucha activa, la tendencia a la reciprocidad y asumir cada uno el compromiso en amor establecido para que la convivencia siga siendo rica y los conflictos se vivan como oportunidades.

SIN MARCHA ATRÁS

Si os habéis dado cuenta de que no sois compatibles, la opción de separarse no la debes descartar. Es posible que en el futuro, pasado el duelo de la ruptura y tras haber aprendido de tu fracaso, encuentres a alguien más afín a ti.